La Provincia distinguió a docente del IPET 266 por un proyecto que amigó a los estudiantes con la física

En el Día del Maestro y la Maestra el ministro de Educación de la Provincia, Walter Grahovac, distinguió a cuatro docentes cordobesas por su vocación y dedicación en la práctica docente, entre ellas a una profesora del IPET 266 General Savio.
Se trata de Andrea Ferreyra, profesora de física en ese establecimiento técnico de la ciudad.
El reconocimiento fue a través de un acto virtual que se desarrolló el viernes, en el que participaron las cuatro docentes y todo el gabinete educativo de la Provincia.
A través de un video grabado, el gobernador Juan Schiaretti expresó: “Quiero en este 11 de septiembre, desearles un muy feliz día a todas las y los docentes de nuestra Córdoba. Quiero agradecerles el trabajo que hacen para educar a nuestros hijos, aún en medio de la pandemia que estamos soportando y quiero felicitar también a quienes reciben hoy la distinción que estableció el Ministerio de Educación de la Provincia”.
Andrea María Ferreyra Góndolo nació y cursó sus estudios primarios y secundarios en Colonia Almada. Es profesora en Matemática, Física y Química, egresada del Profesorado Gabriela Mistral del Instituto del Rosario de Villa María y trabaja en el IPET 266 General Savio de Río Tercero desde hace 18 años. Enseña Física en 3°, 4° y 5° años.

Además articula nexos y proyectos entre su escuela y la Famaf de la UNC, participando en Olimpíadas Argentinas de Física, Olimpíadas de Astronomía y, con el Ministerio de Ciencia y Tecnología provincial, concertando encuentros entre estudiantes y científicos con el fin de fortalecer la enseñanza de las Ciencias.
Cambio de paradigma. Como profesora de Física llevó adelante un cambio fundamental en el IPET 266 que permitió amigar a los estudiantes con la física.
En ese establecimiento se había detectado que un alto porcentaje se llevaba esa materia porque tenían dificultades para comprenderla.
La directora de ese establecimiento, Silvina Candioti, comentó a este Diario que ante esa situación decidieron implementar un nuevo método de enseñanza.
“Cambiamos el paradigma tradicional de enseñanza implementando la física aplicada en el laboratorio, con experiencias prácticas. A los chicos que más les costaba, se engancharon y la aprendieron”, comentó.
“Logramos muy buenos resultados”, dijo la directora y muestra de eso es que desde 2016 el IPET 266 General Savio ha sido finalista a nivel nacional de las olimpíadas de física sin más preparación que la que reciben en el colegio.
“Ahora les gusta física, la aprenden, la practican y la aplican”, contó Silvina Candioti.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.