Dispar acatamiento a las nuevas restricciones en los gimnasios locales

Entre los propietarios de gimnasios de la ciudad es dispar el acatamiento al decreto de necesidad y urgencia del Gobierno nacional que prohibe la apertura de estos espacios hasta el próximo domingo inclusive.
“En mi caso he cerrado. Hice el esfuerzo porque fueron solo tres días hábiles, aunque espero que no se prolonguen”, comentó a este Diario Darío Villafañe, propietario de un gimnasio. SIGUE ABAJO

“Nosotros ya nos quemamos con leche y ahora vemos la vaca y lloramos”, dijo en referencia a la posibilidad de que esta medida restrictiva se prolongue, como el año pasado, cuando el 20 de marzo se estableció una restricción cerrada por 15 días, que se fue prolongando, y los gimnasios estuvieron casi seis meses cerrados. “Vamos a ver la semana que viene qué pasa”, dijo con incertidumbre. “Sé que otros gimnasios abrieron porque los mismos colegas lo han estado comentado”, dijo Darío. SIGUE ABAJO

“Yo tengo el gimnasio cerrado pero hay colegas que sí abrieron y lo digo porque ellos mismos lo han publicado en las redes”, comentó Claudio Papini.
“Lamentablemente nos tocó cerrar de nuevo y espero que podamos abrir la semana próxima porque la situación está muy complicada. Yo aún estoy pagando deudas del cierre anterior”, dijo Claudio. SIGUE ABAJO

Darío y Claudio comentaron que desde que se implementaron los protocolos para los gimnasios ellos nunca más los abandonaron.
“Sinceramente, el protocolo trajo muchas cosas buenas. A mi me permite trabajar más organizado con los turnos y quienes vienen al gimnasio me dicen que se sienten más cómodos al haber capacidad limitada, distanciamiento, limpieza de elementos y uso de tapaboca”, destacó Darío. Claudio coincidió con esa descripción. SIGUE ABAJO

Darío admitió que le tocó perder algún cliente por no adaptarse a esta nueva normalidad. “Sí, hubo quienes dejaron de venir, pero lo hicieron en muy buenos términos. Yo entiendo que hay personas que no se pueen adaptar a esta nueva normalidad y se sienten cómodos en otros lugares que tienen mayor flexibilidad”, comentó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *